partes de una amoladora


¿Precisas cortar, desbastar, pulir o cepillar?. Infórmate sobre tu partes de una amoladora para uso doméstico o técnico.

Cómo seleccionar las partes de una amoladora

Las partes de una amoladora es un mecanismo que hace virar un disco a muy altas revoluciones. Dependiendo del disco escogido se pueden realizar tareas de bricolaje totalmente diferentes.

De este modo con unas partes de una amoladora se pueden hacer trabajos de corte, desbaste (retirar material), lijado, pulido y abrillantado, que son los empleos más comunes en diferentes tipos de materiales como piedra, baldosas, azulejos, granito, metal, listones…

Características que deberías saber al escoger unas partes de una amoladora

  • Fuerza: precisa la cantidad de tarea. A más carga de vatios (W), o lo que es lo mismo a mayor potencia, más carga de trabajo tienen las partes de una amoladora y superior adaptación en materiales distintos. Puedes optar entre partes de una amoladora de 750 W, de 1500 W de potencia y de más de 1500 W.
  • Tamaño de las partes de una amoladora. La medida de las partes de una amoladora se define por el disco.
  • Miniamoladoras: son las de 115 mm y 125 mm. Son geniales para trabajos donde necesitamos trabajar en espacios reducidos. Por su escaso peso son muy versátiles. Se manejan para cortar y desbastar espacios de difícil acceso; para superficies menos duras; y para trabajar anchuras de hasta 20-30 mm. Una miniamoladora está diseñada para elaborar distintos reparaciones en tu residencia: decapar troncos o metales, corte de caños, varitas metálicas, cortar gres, pulir, etc.
  • Amoladoras grandes: las de 230 mm son más potentes y se emplean para tareas más pesadas. Se usan para cortar y desbastar materiales grandes y para reparar materiales de anchuras de hasta 60 mm. Es recomendable su uso en una mesa de trabajo.

En esta web escribimos sobre herramientas para todas las ocasiones e incluso, damos consejos sobre el uso útil de estas.

En este artículo, lo que nos ocupa es explorar qué es las partes de una amoladora y para qué sirve.

partes de una amoladora: ¿Qué es? y ¿Para qué sirve?

¿Qúe es las partes de una amoladora?

Las partes de una amoladora es una herramienta eléctrica, manual y está constituida por 1 motor eléctrico de altísima fuerza, que se encuentra encajado mediante engranajes reductores (si se trata de amoladoras angulares) o directamente al centro del motor (en el caso de las amoladoras rectas). Es en la punta del centro donde se ajusta el disco. Los discos para amoladora que se aplican deciden la actividad a desenvolver o podríamos decir que, dependiendo la tarea a componer, se optará un disco especial a fin de realizarla de forma más óptima.

¿Para qué sirve las partes de una amoladora?

Este es sin atisbo de dudas el punto más significativo, porque detallar para qué es apta las partes de una amoladora te dará la opción de saber qué tipo de uso puedes esperar de ella en tu espacio de trabajo.

las partes de una amoladora es idónea para hacer una altísima suma de faenas, ya sea de forma profesional, en la fábrica ya sea para trabajos de bricolaje y eso se debe a su gran versatilidad.

Aunque te cueste creer, con un modelo pequeño vas a cortar mármol con las partes de una amoladora, así como recortar cerámica con las partes de una amoladora además de utilizar las partes de una amoladora para cortar pared.

En definitiva:La clave para saber para qué es efectiva las partes de una amoladora es saber que funciona a la perfección para hacer labores de corte, pulido y desbaste.

Podemos distinguir dos modelos de amoladoras: las pequeñas, que normalmente reciben el nombre de mini amoladoras, que consumen discos de 115.mm o 125.mm, mientras que sus potencias alternan entre los 500W y los 1500W y las amoladoras (sin más adjetivos), que equipan discos de 230.mm, consiguiendo unas potencias más altas, estando en una horquilla entre 2000W y 2600W.

Como ya hemos dicho: según el trabajo a realizar, deberemos la medida de disco a utilizar. Y es necesario que tengamos claras nuestras opciones pues debes ser conocedor que existe una amplia cantidad de opciones, siendo los más típicos los discos para pulir y el famoso disco diamantado… ¡Descubre la inmensa catálogo de discos para amoladora!

Empleos de las partes de una amoladora

Lo más importante es comprender que trabajar con las partes de una amoladora es tan válido para los pequeños ideas que tengamos de nuestro hogar así como los trabajos en un taller. las partes de una amoladora son herrramientas que no muestran desigualdad entre distintos de trabajo. Ten en cuenta que aunque podamos pensar que para un uso profesional necesitaremos las partes de una amoladora más caras y duras, no tiene por qué ser así.

En trabajos domésticos necesitaremos un uso fuerte de las partes de una amoladora, y puede ser que en algunos trabajos industriales el uso de las partes de una amoladora es muy baja por lo que no necesitaremos un modelo top de gama. Así pues: Debemos elegir y comprar un producto habiendo analizado el uso que vamos a someter a las partes de una amoladora, independientemente de que su uso sea para tareas del hogar o profesionales.

Aplicaciones de las partes de una amoladora

Como ya hemos comentado las partes de una amoladora sirven para distintos trabajos como por ejemplo: lijar, pulir o hacer cortes finos en madera… Especialmente en el corte esta pequeña sierra saca su mayor rendimiento ya que estos son rectos y limpios.

En las tiendas encontramos, principalmente, dos tipos de las partes de una amoladora: Las normales y las minis. La diferencia entre estas dos es la tipología de trabajo que queremos realizar. Mientras que las tareas más tranquilas se se pueden realizar con una mini, las tareas intensivas se acostumbran a hacer con las partes de una amoladora normales.

Función de las partes de una amoladora en el entorno profesional

las partes de una amoladora suministra unos perfectos rendimientos en cuanto a los cortes que genera, ya que hace cortes rectos y límpios.

También, gracias a las partes de una amoladora, se adquiere una mayor optimización debido al ahorro de horas en el trabajo terminado.

Un ejemplo de labores que se pueden producir con la las partes de una amoladora, son cortes con ángulos en caños de acero. En definitiva, realizando un corte en el caño con un codo a 45 grados, tendremos dos conductos, que si los fundimos, formarán una esquina de 90 grados, del tubo recto que teníamos.

En resumen, según la obra o trabajo a hacer, precisarás las partes de una amoladora con más, o menos nervio. Lo vemos a continuación.

Usos de las partes de una amoladora en el hogar

El empleo de las partes de una amoladora para las comunes reformas en el ámbito doméstico. Concretamente, trabajos de bricolaje, aunque igualmente puede emplear para decapar metales, seccionar tubos, varillas metálicas, tejas…

Según la capacidad de las partes de una amoladora podremos ejecutar encargos más árduos o más asequibles.

Cómo utilizar las partes de una amoladora

Ahora que ya conocemos qué es las partes de una amoladora, y sus funciones, trataremos cómo trabajar con ella y precauciones a pensar. Principalmente, para pequeños arreglos en nuestro apartamento bastará con las partes de una amoladora.

Aunque, en su uso común (en el ámbito profesional), sería recomendable el uso las partes de una amoladora de superior tamaño.