amoladora precio


¿Necesitas cortar, desbastar, pulir o cepillar?. Escoge tu amoladora para uso doméstico o profesional.

Cómo escoger una amoladora

La amoladora es una herramienta que hace virar un disco a muy altas revoluciones. En función del disco por el que se haya optado se pueden desarrollar trabajos de bricolaje distintos.

De este modo con una amoladora se pueden hacer tareas de corte, desbaste (retirar material), lijado, pulido y abrillantado, que son las funciones más habituales en distintos tipos de materiales como guijarros, teja, gres, granito, metal, tablas…

Aspectos que debes conocer al optar una amoladora

  • Capacidad: determina la cantidad de trabajo. A mayor carga de vatios (W), o lo que es lo mismo a mayor fuerza, más carga de trabajo tiene la amoladora y más adecuación en materiales distintos. Puedes optar entre amoladora de 750 W, de 1500 W de potencia y de más de 1500 W.
  • Medida de la amoladora. El tamaño de la amoladora se define por el disco.
  • Miniamoladoras: son las de 115 mm y 125 mm. Son las indicadas para tareas donde la manejabilidad es prioritaria. Por su escaso peso y dimensión son muy versátiles. Se usan para cortar y desbastar zonas de complicado acceso; para superficies menos duras; y para trabajar espesores de hasta 20-30 mm. Una miniamoladora está pensada para realizar diferentes trabajos en tu hogar: decapar listones o metales, corte de caños, varitas metálicas, cortar cerámica, limar, etc.
  • Amoladoras grandes: las de 230 mm son las de más poder y se utilizan para tareas más pesadas. Se utilizan para cortar y desbastar espacios grandes y para aplicarse en materiales de anchuras de hasta 60 mm. Se recomienda su uso en una mesa de trabajo.

En este espacio hablamos sobre herramientas de toda clase e incluso, damos recomendaciones sobre el empleo útil de las herramientas.

Hoy, vas a descubrir qué es la amoladora y y toda la información necesaria.

amoladora: ¿Qué es? y ¿Para qué sirve?

¿Qúe es la amoladora?

La amoladora es un aparato eléctrico, manual y está conformada por un mecanismo eléctrico de alta potencia, que se encuentra encajado mediante engranajes reductores (si se trata de amoladoras angulares) o directamente al centro del mecanismo (en el caso de las amoladoras rectas). Es en la punta del eje donde se conecta el disco. Los discos para amoladora que se consumen definen la acción a desplegar o lo que sería lo mismo:, según la faena a elaborar, se elegirá un disco determinado a fin de realizarla de forma más óptima.

Qué utilidad tiene la amoladora?

Este es sin atisbo de dudas el punto más considerable, porque explicar para qué vale la amoladora te posibilitará conocer qué tipo de empleo puedes darle en tu taller.

la amoladora es idónea para componer una altísima suma de tareas, ya sea de forma profesional, en el taller ya sea para tareas de bricolaje y eso es por qué a su enorme versatilidad.

Aunque te cueste creer, con un modelo barato vas a cortar mármol con la amoladora, así como cortar cerámica con la amoladora o también usar la amoladora con el fin de cortar pared.

En definitiva:La clave para comprender para qué usaremos la amoladora es saber que funciona de forma excelente para hacer labores de corte, pulido y desbaste.

Actualmente encontramos dos tipos de amoladoras: las pequeñas, también llamadas mini amoladoras, que consumen discos de 115.mm o 125.mm, normalmente con potencias entre los 500W y los 1500W y las normales, en estas solemos encontrar discos de 230.mm, y son modelos con potencias más altas, estando en una horquilla entre 2000W y 2600W.

Como hemos comentado, según el trabajo a hacer, tendremos que qué disco a poner en la máquina. Y deberemos saber bien qué necesitamos hacer pues encontraremos una enorme cantidad de opciones, siendo los más comunes los discos para pulir y el conocido disco diamantado… ¡Debes descubrir la inmensa selección de discos para amoladora!

Funcionalidad de la amoladora

Debemos entender que el uso de la amoladora es tan válido para los inusuales ideas que tengamos de nuestro hogar como también las tareas en un taller. la amoladora son herramientas que no muestran desigualdad entre distintos de trabajo. Normalmente solemos tener en la cabeza la idea preestablecida de que en el ámbito profesional necesitaremos amoladora más robustas y de mejores marcas, este pensamiento no obedece a ninguna norma.

En trabajos domésticos demandaremos de un uso potente de la amoladora, y por el contrario en puntuales tareas industriales la demanda de la amoladora es menor que un uso doméstico por lo que no necesitaremos un modelo top de gama. La premisa es clara Debemos elegir y elegir un producto dependiendo al uso que le daremos a la amoladora, sin contemplar que que la su utilidad sea para tareas del hogar o profesionales.

Utilidad de la amoladora

Como ya hemos dicho la amoladora sirven para muchas tareas entre los que se encuentran: lijar, pulir o hacer cortes finos en plásticos… Especialmente en el corte esta herramienta saca su mayor rendimiento ya que estos son rectos y limpios.

En las tiendas encontraremos, habitualmente, lo más normal, dos tipologías de la amoladora: Las normales y las minis. La principal diferencia es el tipo de trabajo que solemos realizar. Mientras que los trabajos más sutiles se realizarán con una mini, las tareas exigentes se suelen ejecutar con la amoladora normales.

Uso de la amoladora en el medio técnico

la amoladora da unos excelentes rendimientos en cuanto a los cortes que genera, ya que ejecuta cortes rectos y límpios.

También, gracias a la amoladora, se logra una superior efectividad a causa del ahorro de minutos en el trabajo ejecutado.

Un ejemplo de tareas que se pueden desarrollar con la la amoladora, son cortes con codos en caños de acero. Es decir, realizando un corte en el cilindro con una punta a 45 grados, tendremos dos tubos, que si los fusionamos, formarán un canto de 90 grados, del tubo recto que teníamos.

En definitiva, dependiendo de la faena o encargo a realizar, sacarás más partido a la amoladora con más, o menos nervio. Lo vemos a continuación.

Usos de la amoladora en el bricolaje casero

El uso de la amoladora para pequeños reconstrucciones en la casa. Exactamente, tareas de bricolaje, si bien también puede emplear para decapar metales, guillotinar tubos, barras metálicas, mosaicos…

Dependiendo las dimensiones de la amoladora podremos realizar tareas más difíciles o más fáciles.

Cómo utilizar la amoladora

Ahora que ya sabes qué es la amoladora, y su funcionalidad, os contamos cómo usarla y prudencias a considerar. Esencialmente, para el bricolaje en el domicilio nos alcanzará con la amoladora.

Aunque, en su uso común (en el ámbito profesional), será necesario emplear la amoladora de mayor capacidad.