amoladora o moladora


¿Buscas una herramienta para cortar, desbastar, pulir o cepillar?. Elige tu amoladora o moladora para uso casual o profesional.

Cómo escoger una amoladora o moladora

La amoladora o moladora es una herramienta que hace girar un disco a muy altas revoluciones. Dependiendo del disco elegido se pueden desarrollar tareas de bricolaje totalmente diferentes.

De este modo con una amoladora o moladora se pueden realizar trabajos de corte, desbaste (retirar material), lijado, pulido y abrillantado, que son los usos más comunes en diferentes tipos de elementos como pedruscos, teja, gres, granito, metal, madera…

Cosas a tener en cuenta al seleccionar una amoladora o moladora

  • Fuerza: limita la capacidad de tarea. A más cantidad de vatios (W), o lo que es lo mismo a mayor potencia, más carga de trabajo tiene la amoladora o moladora y más adecuación en materiales diferentes. Puedes optar entre amoladora o moladora de 750 W, de 1500 W de motor y de más de 1500 W.
  • Tamaño de la amoladora o moladora. El tamaño de la amoladora o moladora viene definida por el disco.
  • Miniamoladoras: son las de 115 mm y 125 mm. Son geniales para reparaciones donde la manejabilidad es importante. Por su poco peso y magnitud son muy versátiles. Se usan para cortar y desbastar espacios de dificultoso acceso; para zonas más blandas; y para trabajar espesores de hasta 20-30 mm. Una miniamoladora te sirve para elaborar diferentes reparaciones en tu residencia: decapar madera o metales, corte de conductos, varillas metálicas, cortar loza, lijar, etc.
  • Amoladoras grandes: las de 230 mm son las de máxima capacidad y se usan para para usos más duros. Se emplean para cortar y desbastar materiales grandes y para reparar materiales de anchuras de hasta 60 mm. Se recomienda su uso en una mesa de trabajo.

En esta web de herramientas informamos de herramientas de toda clase e incluso, brindamos consejos sobre el manejo efectivo de las mismas.

En esta ocasión, lo que nos ocupa es explorar qué es la amoladora o moladora y todo lo que puedes hacer con ella.

amoladora o moladora: ¿Qué es? y ¿Para qué sirve?

¿Qúe es la amoladora o moladora?

La amoladora o moladora es un utensilio eléctrico, manual y está formada por 1 motor eléctrico de fuerte poder, que se encuentra acoplado mediante engranajes reductores (si se trata de amoladoras angulares) o directamente al centro del motor (en el caso de las amoladoras rectas). Es en la punta del centro donde se ensambla el disco. Los discos para amoladora que se manejan determinan la acción a desenvolver o lo que sería lo mismo:, según la faena a componer, se adoptará un disco particular a fin de realizarla de forma más óptima.

Para qué está pensada la amoladora o moladora?

Este es sin lugar a dudas el punto más significativo, porque especificar para qué es apta la amoladora o moladora te permitirá saber qué tipo de uso puedes darle en tu estudio.

la amoladora o moladora se puede usar para hacer una altísima cantidad de labores, ya sea de forma profesional, en el garaje o bien para tareas de artesanía y eso es por qué a su enorme versatilidad.

Aunque no te lo creas, con un modelo pequeño podrás perfectamente cortar mármol con la amoladora o moladora, como también partir cerámica con la amoladora o moladora además de aprovechar la amoladora o moladora para cortar pared.

Resumiendo:La clave para conocer para qué usaremos la amoladora o moladora es tener presente que trabaja de forma excelente para realizar trabajos de corte, pulido y desbaste.

Podemos distinguir dos tipos de amoladoras: las pequeñas, que normalmente reciben el nombre de mini amoladoras, que consumen discos de 115.mm o 125.mm, con potencias que van entre los 500W y los 1500W y las grandes, en estas solemos encontrar discos de 230.mm, y son modelos con potencias más altas, estando a los 2000W y 2600W.

Como hemos comentado, dependiendo el encargo a hacer, deberemos decidir qué disco a poner en la máquina. Y no lo tendremos nada fácil pues en el mercado existe una amplia cantidad de opciones, siendo el ABC de toda amoladora los discos para pulir y el popular disco diamantado… ¡Debes conocer la gran gama de discos para amoladora!

Funcionalidad de la amoladora o moladora

Debemos interiorizar que el uso de la amoladora o moladora es tan válido para los fáciles tareas de casa así como nuestros trabajos en una obra. la amoladora o moladora son herrramientas que no muestran diferenciaciones entre ambos mundos. No cometas el error de que para trabajos profesionales debemos adquirir amoladora o moladora más potentes y de mejores marcas, no es una verdad universal.

En trabajos domésticos demandaremos de un uso intensivo de la amoladora o moladora, y puede ser que en ciertos trabajos industriales la dureza de trabajo a la que sometemos la amoladora o moladora es puramente residual por lo que no necesitaremos comprar el modelo más caro. En resumen: tendremos que escoger y comprar una herramienta dependiendo al uso que le daremos a la amoladora o moladora, sin contemplar que que la su utilidad sea para tareas del hogar o profesionales.

Utilidad de la amoladora o moladora

Como ya hemos dicho la amoladora o moladora sirven para muchas funciones como por ejemplo: lijar, pulir o hacer cortes finos en plásticos… Justo en el corte la amoladora ofrece los mejores resultados ya que dichos cortes son rectos y limpios.

En el mercado encontramos, principalmente, dos tipos de la amoladora o moladora: Las normales y las minis. La diferencia entre estas dos es la tipología de trabajo que queremos ejecutar. Mientras que las tareas más tranquilas se realizarán con una mini, las tareas exigentes se acostumbran a ejecutar con la amoladora o moladora normales.

Uso de la amoladora o moladora en el ámbito profesional

la amoladora o moladora da unos excelentes rendimientos en cuanto a los cortes que genera, ya que hace cortes rectos y límpios.

Por otro lado, gracias a la amoladora o moladora, se adquiere una superior efectividad gracias al ahorro de minutos en el trabajo realizado.

Un ejemplo de encargos que se pueden desarrollar con la la amoladora o moladora, son cortes con codos en cilindros de hierro. Es decir, en hacer un corte en el tubo con una arista a 45 grados, lograremos tener dos conductos, que si los fusionamos, formarán un ángulo de 90 grados, del tubo recto original.

Resumiendo, dependiendo de la tarea o encargo a hacer, precisarás la amoladora o moladora con más, o menos poder. Vamos a verlo.

Usos de la amoladora o moladora en el hogar

El uso de la amoladora o moladora para las puntuales reparaciones en el domicilio. En concreto, trabajos de bricolaje, no obstante también puede usarse para decapar metales, guillotinar cilindros, varillas metálicas, cerámica…

Según el tamaño de la amoladora o moladora tendremos la posibilidad de realizar encargos más complejos o más simples.

Cómo manejar la amoladora o moladora

Ahora que ya sabes qué es la amoladora o moladora, y sus funciones, trataremos cómo trabajar con esta herramienta y cuidados a considerar. Esencialmente, para pequeñas tareas en nuestro apartamento bastará con la amoladora o moladora.

Sin embargo, en su uso común (en el ámbito no casero), es necesario usar la amoladora o moladora de mayor capacidad.