amoladora chica


¿Precisas cortar, desbastar, pulir o cepillar?. Elige tu amoladora chica para uso casual o experto.

Cómo escoger una amoladora chica

La amoladora chica es un utensilio que hace rotar un disco a muy elevadas revoluciones. En función del disco por el que se haya optado se pueden desarrollar trabajos de bricolaje diferentes.

De este modo con una amoladora chica podremos realizar tareas de corte, desbaste (retirar material), lijado, pulido y abrillantado, que son los fines más normales en distintos tipos de elementos como piedra, baldosas, terrazo, granito, metal, listones…

Cosas que debes conocer al escoger una amoladora chica

  • Potencia: limita la capacidad de tarea. A mayor capacidad de vatios (W), o dicho de otro modo a mayor fuerza, mayor capacidad de trabajo tiene la amoladora chica y más adecuación en materiales distintos. Puedes optar entre amoladora chica de 750 W, de 1500 W de potencia y de más de 1500 W.
  • Dimensión de la amoladora chica. La medida de la amoladora chica se define por el disco.
  • Miniamoladoras: son las de 115 mm y 125 mm. Son perfectas para trabajos donde necesitamos trabajar en espacios reducidos. Debido a su reducido peso y magnitud son adaptables a cualquier situación. Se usan para cortar y desbastar extensiones de complicado acceso; para superficies más blandas; y para trabajar espesores de hasta 20-30 mm. Una miniamoladora está pensada para realizar distintos trabajos en tu hogar: decapar troncos o metales, corte de caños, varitas metálicas, cortar porcelana, limar, etc.
  • Amoladoras grandes: las de 230 mm son las de más poder y se emplean para reparaciones más pesadas. Se usan para cortar y desbastar extensiones grandes y para reparar materiales de anchuras de hasta 60 mm. Muy recomendable su uso en una mesa de trabajo.

En este site de herramientas siempre informamos sobre herramientas para todas las ocasiones e incluso, damos recomendaciones sobre el empleo efectivo de las herramientas.

En esta ocasión, lo que nos ocupa es descubrir qué es la amoladora chica y y toda la información necesaria.

amoladora chica: ¿Qué es? y ¿Para qué sirve?

¿Qúe es la amoladora chica?

La amoladora chica es un utensilio eléctrico, manual y está conformada por un motor eléctrico de altísima capacidad, que se encuentra encajado mediante mecanismos reductores (si se trata de amoladoras angulares) o directamente a la barra del motor (en el caso de las amoladoras rectas). Es en la punta del eje donde se junta el disco. Los discos para amoladora que se utilizan decretan la función a desenvolver o podríamos decir que, dependiendo el trabajo a realizar, se adoptará un disco concreto a fin de realizarla correctamente.

Para qué está pensada la amoladora chica?

Este es sin atisbo de dudas el punto más importante, porque definir para qué es adecuada la amoladora chica te posibilitará intuir qué tipo de valor puedes darle en tu espacio de trabajo.

la amoladora chica se puede usar para confeccionar una elevada cantidad de faenas, ya sea de forma profesional, en la fábrica o bien para tareas de bricolaje y eso se debe a su enorme diversidad en las tareas.

Aunque parezca imposible, con un modelo mediano es posible cortar mármol con la amoladora chica, así como partir cerámica con la amoladora chica o incluso aprovechar la amoladora chica con el fin de cortar pared.

Resumiendo:La clave para comprender para qué sirve la amoladora chica es tener presente que funciona de forma excelente para elaborar trabajos de corte, pulido y desbaste.

Actualmente encontramos dos tipos de amoladoras: las pequeñas, también denominadas mini amoladoras, que utilizan discos de 115.mm o 125.mm, con potencias que van entre los 500W y los 1500W y las grandes, a las que se les aplica discos de 230.mm, consiguiendo unas potencias más altas, llegando entre 2000W y 2600W.

Como dijimos anteriormente, según la actividad a hacer, será necesario la medida de disco a poner en la máquina. Y no lo tendremos nada fácil pues tenemos ante nosotros una gran cantidad de opciones, siendo el ABC de toda amoladora los discos para pulir y el más que usado disco diamantado… ¡Debes descubrir la amplia selección de discos para amoladora!

Funcionalidad de la amoladora chica

Lo primero y más importante es saber que el uso de la amoladora chica sirve tanto para los inusuales ideas que tengamos de nuestro hogar así como nuestros trabajos en una obra. la amoladora chica son herrramientas que no tienen diferencias entre ambas disciplinas. Lo más común es tener la idea de que para un uso profesional debemos adquirir amoladora chica más profesionales y resistentes, este pensamiento no obedece a ninguna norma.

En determinados trabajos domésticos podemos necesitar un uso continuado de la amoladora chica, y por el contrario en puntuales aplicaciones profesionales la dureza de trabajo a la que sometemos la amoladora chica será menor que un uso doméstico por lo que no necesitaremos comprar el modelo más caro. En resumen: Es importante elegir y adquirir un producto habiendo analizado el uso que le vayamos a dar a la amoladora chica, independientemente de que que la su utilidad sea para trabajos del hogar o profesionales.

Aplicaciones de la amoladora chica

Como dijimos anteriormente la amoladora chica sirven para muchas tareas entre ellos: lijar, pulir o hacer cortes finos en madera… Precisamente en el corte la amoladora proporciona muy buenos resultados ya que estos son rectos y limpios.

En internet encontramos, normalmente, dos tipos de la amoladora chica: Las normales y las minis. La única diferencia es la tipología de trabajo que queremos realizar. Mientras que las faenas más sutiles se es posible realizar con una mini, los trabajos exigentes se acostumbran a hacer con la amoladora chica normales.

Empleo de la amoladora chica en el ámbito profesional

la amoladora chica proporciona unos más que buenos resultados en cuanto a los cortes que hace, ya que genera cortes rectos y límpios.

Paralelamente, gracias a la amoladora chica, se consigue una mayor efectividad a causa del ahorro de horas en el trabajo ejecutado.

Un ejemplo de encargos que se pueden concluir con la la amoladora chica, son cortes con punta en cilindros de hierro. O sea, en hacer un corte en el caño con una punta a 45 grados, conseguiremos dos caños, que si los pegamos, formarán un ángulo de 90 grados, del tubo recto original.

Resumiendo, según la faena o encargo a hacer, necesitarás la amoladora chica con más, o menos nervio. Vamos a verlo.

Función de la amoladora chica en casa

El uso de la amoladora chica para pequeños reparaciones en el ámbito doméstico. En concreto, trabajos de bricolaje, aunque asimismo puede valer para decapar metales, cortar cilindros, varitas metálicas, ladrillos…

Dependiendo las dimensiones de la amoladora chica podremos ejecutar encargos más complicados o más fáciles.

Cómo usar la amoladora chica

Ahora que ya conocemos qué es la amoladora chica, y sus funciones, os contamos cómo trabajar con ella y cuidados a tener en cuenta. Esencialmente, para el bricolaje en casa bastará con la amoladora chica.

Aunque, en su uso común (en el ámbito pro), es necesario el uso la amoladora chica de superior tamaño.